¿Cuellos de botella? Evítalos con el Switch más rentable del mercado

2

casos practicos, 10Gbit

Como ya hemos comentado en varias ocasiones, en el mundo de las redes está proliferando cada día más la conexión 10 Gigabits. El aumento de rendimiento, la mejora en transferencias y disminución de latencias es cada día más necesario, sobre todo en empresas que quieren tener una buena red que no se sature en ningún momento.

Disponer de unas comunicaciones de 10Gbit es bastante interesante para disminuir tiempos de espera y mejorar nuestros sistemas de seguridad. Si tienes una red más rápida podrás realizar más versiones de tus copias de seguridad o podrás hacerlas sin necesidad de reducir la velocidad de red en el momento de la copia.

El siguiente caso práctico es una solución personalizada para uno de nuestros clientes. Si necesitas algo similar, accede a Qloudea Pro o contacta con tu asesor de Qloudea en el número 966225784.

El gran cuello de botella: El paso de la red de 1Gbit a la de 10Gbit

El mayor inconveniente de las redes de 10Gigabit suele venir en oficinas en las que los usuarios no necesitan 10Gbit, pero si que necesitan conectarse al servidor para acceder a los datos.

inicial-10Gbit Todos los equipos conectados al Switch de 1GbE deben pasar por una única conexión de 1 GbE, por lo que la máxima velocidad entre todos los equipos será de 80MB/s

En el caso de unir una red de 1Gbit con una nueva de 10Gbit, los usuarios que trabajan a 1Gbit se conectarán a la red de 10Gbit a través de un puerto de 1Gbit, lo cual es un gran cuello de botella. Estos 10 usuarios deberán repartirse entre todos la velocidad de este puerto, por lo que su velocidad será 10 veces inferior a la que podrían alcanzar.

Lo que os proponemos hoy es que estos usuarios trabajen a un total de 10Gbit, por lo que cada uno de ellos estará conectado a la máxima velocidad que admite su equipo. En Qloudea proponemos adquirir sólo un switch con conexiónes de 1Gbit y 10Gbit y así disponer de una red híbrida con la que podemos pasar a los usuarios  que trabajan a 1Gbit directamente a la red de 10Gbit. Esto se puede hacer gracias a un tipo de Switch que incluye ambas conexiones de forma simultánea.

Aumentar el ancho de banda para ganar velocidad

Hasta ahora, los Switches que disponían de conexiones SFP+ de Uplink, o eran conexiones de 1Gbit SFP o en la mayoría de los casos, las conexiones de 10Gbit eran solo para interconectar varios Switches. Ahora, en Qloudea disponemos de Switches híbridos que cuentan con conexiones de 1GBit RJ45 y 10Gbit SFP+ por lo que pueden usarse tanto para conectar con otros switches como para conexión de red con cualquier PC o Mac. De esta forma, evitamos todos los cuellos de botella al pasar de la red de 1Gbit a las redes de 10Gbit.

Estructura de red sin cuello de botella

Los usuarios trabajan con conexiones de 1Gbit, aproximadamente a 80MB/s. Todos los usuarios podrán conectarse de forma simultánea a un servidor NAS con conexión 10Gbit, de Virtualización, etc. Dicho servidor está conectado al switch a través de uno de los puertos 10GbE, por lo que tendrá un ancho de banda suficiente para poder funcionar a 80MB/s con cada uno de sus usuarios

El servidor de virtualización no usa su propio almacenamiento por lo tanto, necesita conectar a un servidor NAS para almacenar las máquinas virtuales. Este servidor NAS también estará conectado a la red 10Gbit para aprovechar toda la velocidad y no perder rendimiento de las máquinas virtuales.

Accede ahora a Qloudea Pro o en el teléfono 966225784, donde uno de nuestros asesores te aconsejará sobre cómo adaptar esta solución a tu empresa.

2 Comentarios

  • Antonio

    "El Switch más rentable del mercado".
    No se indica cuál es. La fotografía que aparece en el artículo, no corresponde a ningún Switch que venda Qloudea. Agradecería informarais de qué producto se trata.

    Gracias.

Deja un comentario